viernes, 24 de julio de 2009

Japi verdei tu yu...


Que me cuentan que Peter Pan cumple años dentro de una semana, bueno como a el le gusta decir, cumple aniversarios. Y dicen que será el décimo primer aniversario de sus dieciocho. Sí, ya no es tan niño como quiere aparentar por mucho que se empeñe en decirlo. Qué el tiempo ya no se para desde que vive en ésta realidad, lejos de Nunca Jamás. Porque felices eran los años en los que como niño ignorante correteaba por las calles, sin esperar nada más de la vida y despreocupándose del futuro.

Que sí, que aún se siente así siempre que tira de sus mejores recuerdos, los cuales recuerda siempre que puede. Peter, amigo mio, que te nos haces mayor a ritmos acelerados y estas viendo la vida pasar como el que espera en la parada del autobús; sentado, mirando al final de la calle por si viene el que esperas. Que no hay nada de malo en seguir esperando pero piensa que tal vez el que esperas pasó hace tiempo, incluso años. Aún así no desesperes, siempre puedes alcanzar tu destino caminando o lo mismo acompañado. De cualquier modo seguro llegarás y alcanzarás lo que siempre has deseado.

Por el momento toca cumplir años... venga, no te hagas el remolón y sopla las velas que todo el mundo te está esperando. Seguro que llegado el día mucha gente se acordará y no será tan malo como siempre dices... mira que te gusta quejarte. Ánimo; aún siendo casi treintañero sigues siendo un “Peter Pan moderno y sin afeitar” tal y como te gusta definirte. Y desprendete de las preocupaciones, sólo sirven para acortarnos más la vida y aquí no hemos venido a desperdiciar el tiempo... ¡Quememos sujetadores en la plaza mayor! Eso sí, lleva cuidado que ya no tienes edad para muchos trotes. Felicidades, amigo Peter.

No hay comentarios: